¡Advertencia!: Todas las obras del blog le pertenecen a Jorge Leal. Prohibido tomarlas para cualquier fin sin consultar antes al autor. Y en todos los casos se deberá citar la fuente y el autor, y no se podrán usar con fines comerciales.

Buscar en este blog

Translate

lunes, 20 de diciembre de 2010

La Aparición

Camilo acababa de subir una de las tantas lomas que tenía el serpenteante
Camino, cuando cruzó por un conocido que venía a caballo, en dirección
Contraria a el.
- ¿Eh Camilo, se te rompió la moto? - preguntó el jinete y agregó a modo
De broma - !Échale nafta que anda¡ - el hombre soltó una risotada, Camilo
Solo sonrió, quiso agregar algo pero la subida lo había dejado sin aliento.
Se le descompuso la moto mientras transitaba por el camino rural que conduce
A su hogar. Siguió caminando con la moto a un costado, empujando el pesado
Vehículo por aquel delgado y amarillento camino que se alargaba entre campos
Y bosques, pastos, árboles, y soledad.
Lo alcanzó la noche muy lejos aún de su hogar, llegó a una parte donde el bosque
Aprieta el camino por ambos lados. Encendió las luces para ver mejor por donde
Caminaba, un viento repentino sacudió los árboles y pasó silbando entre sus
Copas. El bosque se llenó de rumores, de hojas secas y ramas que crujían, pero
Entre tantos sonidos resaltó uno; algo muy grande y pesado caminaba en la
Oscuridad y se acercaba a grandes pasos, resoplando como un fuelle.
A Camilo le pareció que era una vaca, giró la moto para iluminarla, no entendía
Porqué sentía miedo. Si era una vaca, pero estaba muerta, era una aparición
Repugnante y pútrida, una visión espantosa, sobrenatural, grotesca.
Camilo dejó la moto tirada y se alejó corriendo, detrás de el la aparición
Mugía de forma lastimosa.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¿Te gustó el cuento?