¡Advertencia!: Todas las obras del blog le pertenecen a Jorge Leal. Prohibido tomarlas para cualquier fin sin consultar antes al autor. Y en todos los casos se deberá citar la fuente y el autor, y no se podrán usar con fines comerciales.

Buscar en este blog

viernes, 15 de abril de 2011

Bajo la luna llena

Franco sintió la necesidad de salir de la cabaña. Cuidándose de no hacer ruido
Para no despertar a sus amigos, abrió la puerta lentamente y salió sin que lo
Notaran. La noche estaba muy clara, miró hacia arriba y vio a la luna
Resplandeciente y redonda coronando el cielo nocturno.
En la ciudad en donde vivía jamás veía el cielo con tanta claridad, pues las
Luces de la urbanización no dejaban ver el firmamento.
Alquiló la cabaña junto con cuatro amigos, y desde hacía tres días se estaban
Divirtiendo mucho. Salían a caminar por el bosque y nadaban en una laguna
Que estaba cerca de la cabaña,

Esa noche se sentía muy inquieto, en su interior crecía la certeza de que algo
Horrible le iba a suceder, pero extrañamente no sentía deseos de escapar de
Ese oscuro destino.
Creyó oír que alguien lo llamaba, un susurro que venía del bosque. Como
Hipnotizado, caminó entre los árboles dejando atrás la cabaña. La luz de
La luna caía en rayos verticales al filtrarse entre la densidad del bosque.
Mientras se desplazaba entre marañas de ramas que se interponían a su
Paso, una rama puntiaguda le rasgó la camiseta a la altura del pecho.
Al llegar a un claro se examinó, y vio que la rama también le había abierto
Una herida. Otra vez volvió a oír el susurro, que no venía del bosque, era
Una voz interna. Obedeciendo ciegamente a aquella voz infrahumana,
Introdujo sus dedos en la herida abierta del pecho, y con una nueva fuerza,
Se desgarró la piel como quien se despoja de un abrigo.
Después de despojarse de su piel humana, Franco marchó hacia la cabaña
Convertido en un hombre lobo.

3 comentarios:

  1. ¡¡WOW!! esta geneal!!!!

    ResponderEliminar
  2. Hola Arely!!.Gracias por el comentario. Saludos!

    ResponderEliminar
  3. esta bueno ero un poco raro

    ResponderEliminar

¿Te gustó el cuento?